Yvancos Abogados

Este miércoles vencen los bonos convertibles del Popular

2 Flares 2 Flares ×
Este miércoles vencen los bonos convertibles del Popular

Este miércoles vencen los bonos convertibles del Popular

Tal y como venimos señalando en anteriores posts, este próximo miércoles 25 de Noviembre vencen los bonos canjeables en acciones del Banco Popular, cuya ejecución supondrá para sus titulares pérdidas de más del 80%.

El motivo de dichas pérdidas estriba en que los titulares de los bonos “compraron”, muy probablemente sin saberlo, títulos por 17,61 euros, títulos que cotizan actualmente a 3,32 euros. Esto supone que los titulares de esos bonos pasado mañana obtendrán pérdidas superiores al 81%.

El Banco Popular, por su parte, argumenta que dichas lesiones quedarían todo caso minoradas (en torno al 35%), teniendo en cuenta los intereses cobrados hasta la fecha por los bonistas. Además, fuentes cercanas a la entidad han explicado a la Agencia Efe que para minimizar el daño, el banco intentará seducir a los bonistas ofreciéndoles, nuevamente, diferentes productos de ahorro con la excusa de que se hace en condiciones preferentes y exclusivas, mejores que las ofrecidas por el mercado.

La semana pasada, en un hecho relevante remitido a la CNMV, el Banco Popular anunció que el próximo 25 de noviembre sería la fecha elegida para el canje de estos bonos, cuyo precio quedó en 17,61 euros.

Un poco de historia

En octubre de 2009, el Banco Popular emitió bonos subordinados canjeables en acciones por valor de 700 millones de euros, un importe con el que la entidad pretendía reforzar su solvencia tras el estallido de la burbuja inmobiliaria.

Dicha emisión, que fue distribuida entre minoristas, vencía a los cuatro años; durante ese tiempo el inversor recibió una retribución del 7% nominal durante el primer año de vida, y del euríbor a 3 meses más el 4% a partir del segundo año.

En 2012, el banco ofreció un canje a estos bonistas, con una aceptación del 95,3%. En esta ocasión se ofrecieron bonos de nueva emisión (los cuales vencen en dos días) que, en teoría, gozaban de condiciones más ventajosas debido a que los intereses tenían ventanas trimestrales y no anuales como los anteriores. Es decir que, aparentemente, daban una rentabilidad superior. Así, como ya ocurriera con las preferentes en su día, no es de extrañar que muchos ahorradores cayeran en la “trampa” y acabasen por aceptar la “invitación” de la entidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

dos + quince =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>